viernes, 14 de octubre de 2011

OPERACIÓN CHEVROLET




“Toda diplomacia es una guerra continua por otros medios”
Zhou Enlai
 Mientras el conservador Felipe Calderón dirige “toda la fuerza del Estado” a luchas domésticas, es decir, a construir una “guerra que no es guerra” contra los grupos de la delincuencia organizada.  Los otros conservadores, los que tiene contactos e influencia en las agencia de inteligencia de los Estados Unidos, sacan del cajón de los recuerdos los guiones que utilizaron en la guerra fría, y otros cuantos, los que sirvieron para intervenir países por todo el mundo.
Y encuentra uno, el más apto para los tiempos que ambos países -México y EEUU- viven actualmente -caos y reelección- el guión “luchar contra el terrorismo”. Así, basto un chivo expiatorio y un espía, para montar un teatro propio de los años 60´s.
Todo empezó el 24 de mayo de 2011 en algún punto del norte de México cercano a la frontera. Los protagonistas Manssor Arbabsiar - el iraní naturalizado estadounidense- y el CS-1 (Confidential Source One), dirigente de “Los Zetas”.
Ambos personajes se habían conocido meses atrás, con la coincidencia de un viaje de negocios donde la simpatía fue el mejor pretexto para que el terrorista iraní, confiara al “ Z mexicano”, un plan para matar a un diplomático; el embajador de Arabia Saudita en Estados Unidos, Adel Al-Jubeir.
Así fue como inicio todo, las reuniones al menos 12, -entre el 24 de mayo y el 20 de septiembre- fueron para detallar el asesinato. La pregunta inicial fue “¿Qué sabe de explosivos?”, la respuesta concreta del Zeta: “Sé usar C-4”. Después de ello, Arbabsiar  se trasladó a Irán para comunicar que había encontrado a quién encomendar la operación.
De regreso a México, el iraní -que permaneció casi un mes en nuestro país- explicó al CS-1 que le habían dado luz verde para la operación que tendría un costo de 1.5 millones de dólares.
En las reuniones que se realizaron en México, además del costo, se detalló quien sería el asesinado y los detalles que acompañaban la operación. Lo que el iraní no sabía es que estaba siendo grabado por su interlocutor y que todos los datos que se le proporcionaban eran falsos. El asesinato se describe como un asesinato político y no personal. Pero no importa que mueran inocentes, ya que el atentado sería en un restaurante.
Para el desarrollo de la operación se adelantaron cien mil dólares, depositados a la cuenta ofrecida por CS-1, un banco frente controlado por el FBI. Tras ello, Arbabsiar retornó a Irán para informar avances; ahí se le instruyó referirse a la operación como “Chevrolet”. Sin embargo algo pasó, el CS-1 demandó otro adelanto para realizar la operación, a pesar de se había pactado lo contrario.
Con tal escenario, Arbabsiar fue alertado por Gholam Shakuri, superior e integrante de la Guardia Revolucionaria de Irán ─ el famoso “el primo”─ que desechara el plan. La puerta se cerraba, el CS-1 –presunto jefe de Zetas- pedía más dinero y Arbabsiar, no estaba autorizado para darlo; así que la única solución fue ofrecerse en prenda, y tras la exitosa operación gestionaría el pago restante. Así, el iraní se trasladó a nuestro país el 28 de septiembre, pero otra vez algo salió mal, fue rechazado por las autoridades de migración y regreso a Nueva York, pero ya no iba sólo, lo acompañaban agentes estadounidenses que lo arrestaron en el aeropuerto internacional John F. Kennedy.
Así, con grabaciones, guiones, comprobantes de depósito, testimonios y más, el nombre de México y el de los “zetas” vuelve a ser tema de primeras planas de prensa y titulares de televisión en Estados Unidos, sólo que esta vez con un propósito más grande, el nombre de  México está involucrado para atentar contra un diplomático. Y bajo el argumento de salvaguardar la seguridad nacional EEUU bien puede echar a andar una operación más para meter orden  en el territorio que sirve como trampolín para dañar suelo estadounidense.
De esta forma, mientras la inteligencia de las agencias vecinas opera, la de nuestro país se gasta los recursos espiando a políticos, empresarios y religiosos. Mientras Obama opera para “detener” una operación que dañaría su territorio nacional; Calderón se preocupa por presionar al consejo nacional del PAN, para que su delfín -Cordero- sea el candidato presidencial.
Debo advertir que la Operación Chevrolet –sea real o no- es el gran pretexto no sólo para atacar a Irán, sino para darle coscorrones a México; aunque el guión es propio para ser protagonizado por Jack Bauer (serie de televisión 24), con un gobierno débil como el que encabeza el señor Felipe Calderón, es un buen argumento para desplazar mayor presencia estadounidense en nuestro territorio.
Y mientras los “gringos” nos divierten con toda una producción, -sesentera claro- pero gran producción; Jorge Kahwagi apenas nos hace reír con un vil “sketch” propio de su insapiencia, pero denigrante para el poder legislativo mexicano.
Por hoy es todo, nos leemos la próxima. Carpe diem.

12 comentarios:

La autora de la Columna Nornilandia es dijo...

Maestro:

Una columna iusfilosofando de alto contenido en información, así como para el pensamiento crítico en dos asuntos torales: la soberanía de México lindo y herido y el Diputado que acude a una sesión de Comisión en evidente estado inconveniente. Lamentable ambas situaciones.

Magnífica Columna.

¡Saludos!

Anónimo dijo...

Maestro:

Vaya!!! vaya!!! otras más de nuestros vecinos, y ¿cuando el señor de los pinos se pondrá los pantalones y fijara una postura respetuosa propia del cargo que usurpa?
Muy buena información maestro. gracias por ella.
Lo del mandril que tenemos como diputado, que decir, lamentable.

Saludos

Luis

Coordinador de la Red Sinaloa dijo...

La trama es perfecta siguiendo la mecánica de las telenovelas de televisoras mexicana

http://twitter.com/ROCKARMY_R3D dijo...

Operación Chevrolet digna de ser llevada a un capitulo de ¡KAAA-LIII-MAN!

Y lo del Diputado Jorge Kahwagi, hace más profundo el desprestigio que arrastran los legisladores de nuestro país.

Excelente columna, muy bien desarrollados los temas apoyado en una muy respetable cantidad de información necesaria.

Buena noche Maestro, un abrazo y hasta la próxima.

Anónimo dijo...

Saludos excelente tarde de viernes e inicio de finm de semana !!!

Luis Gerardo

Anónimo dijo...

Gracias, maestro. Un placer como siempre leerlo.

Luisa Urdiales

Anónimo dijo...

Excelente columna, poco creible, pareciera mas una pelicula de los Almada, y de kawaghi, mejor ni hablar, es entenado de Elba

Oscar Sánchez

Anónimo dijo...

Muy buen tema para entender

Justino D. Mijangos

Anónimo dijo...

Buenas estimado @iusfilosofo ya le había echado un ojo, parece de Hollywood todo eso,pero así se la gastan los gavachos; hay q estar atentos

Rafael Ortíz

Anónimo dijo...

excelente artículo, muchas gracias amigo :)

juan carlos melchor

Anónimo dijo...

Recomendable!

Nelly López

Anónimo dijo...

México no ha perdido el rumbo de nación ejemplar para Latinoamérica, @iusfilosofo. Los desaciertos son la Historia que debemos aprender.
Artículo excelente. USA desinforma y golpea sin pudor, pero creo que la transparencia se impondrá. Un abrazo.

Juan José Rodes