viernes, 5 de agosto de 2011

¿Y AHORA QUIEN PODRÁ DEFENDERNOS?

La decisión del primer beso es la más crucial en cualquier historia de amor, porque contiene dentro de sí la rendición.
Emil Ludwig


Se pregunta Fromm: “¿Es el amor un arte? En tal caso, requiere conocimiento y esfuerzo. ¿O es el amor una sensación placentera, cuya experiencia es una cuestión de azar, algo con lo que uno «tropieza» si tiene suerte?” (ERICH FROMM: El arte de amar)
Y más adelante continua: Para la mayoría de la gente, el problema del amor consiste fundamentalmente en ser amado, y no en amar, no en la propia capacidad de amar. De ahí que para ellos el problema sea cómo lograr que se los ame, cómo ser dignos de amor”
Por su parte platón en una de sus magistrales intervenciones, sobre el amor opina: "Yo creía tontamente que es menester decir la verdad acerca de lo que se elogia, pero por lo visto no es así, y lo que os ha importado es acumular alabanzas hiperbólicas, atribuyendo al amor lo más grande y bello que se pueda encontrar, sin preocuparse de si es verdad". (PLATÓN: El Banquete)
Pues bien, eso es lo que ocurre en nuestra realidad inmediata, con un movimiento social, ya que como en una trágico-comedia de bajo presupuesto donde el guión es malo y al director no se le ocurre otra cosa más que pedirle a los actores que improvisen.
Así, exactamente así, están ocurriendo las cosas en la "bola" que encabeza Sicilia y Álvarez Icaza.
Resulta pues, que el héroe de más de uno, -mitad besos, mitad rencor- descubrió, quizá por alguna iluminación divina, que los besos que le dieron y dio, no eran besos, de amor y que como ilustra la canción: “el beso en España, lo lleva la hembra, muy cerca del alma” que “se puede besar en la mano, o puede darse un beso de hermano…” pero que “un beso de amor no se lo dan a cualquiera”.
Eso fue lo que paso con Javier, fue, grito, le prometieron, beso y se retiró cual quijotillo que vencía al mostro de las 500 cabezas. Pues las exigencias de “reformas ya” habían sido aceptadas, sin mayor problema por las fracciones parlamentarias mayoritarias.
Ayer, en un montaje más, Javier y Movimiento para la Paz con Justicia y Dignidad, no se presentaron a los encuentros que se habían programado en la Cámara de Diputados para establecer las bases del diálogo público; la razón inconformidad por la aprobación en lo general del dictamen de Ley de Seguridad Nacional.
Afuera San Lázaro, Javier dio lectura a un texto: “No se puede dialogar con hombres y mujeres que no hablan verdad, porque el diálogo, que quiere decir de dos y un empeñar la palabra dicha entre dos, no ha sido honrado por una de sus partes y sólo queda un logos, una palabra herida por la traición”.
Resulta pues que ahora, Javier llama traidores a quienes con hasta hace unas semanas había intercambiado aromas, roses, abrazos y besos. Se dice traicionado por quienes en su momento lo utilizaron para la foto; con quienes posó y sonrió.
Su alusión a Piedra del sol, de Octavio Paz: “[…] El mundo nace cuando dos se besan…” solo fue la confirmación de que su concepto sobre los besos está equivocado.
Confío en las palabras del coordinador de los senadores del PVEM, quien en el encuentro anterior, pidió perdón frente a los asistentes. Confió también en los disparates de Chepinita Vázquez Mota que propuso incluirlos en la Junta de Coordinación Política (JUCOPO) cuando eso a todas luces es ilegal.
Cuando Javier se reunió con diputados y estos le prometieron reformas, nunca le dijeron bien a bien de qué tipo, pero ahora se muestra sorprendido, timado, traicionado. Parece olvidar que él fue el primero en arrojar los besos, en congratularse con reunirse con los diputados a quienes humillo para luego forzarlos a decir: sí.
Así las cosas con esta parte de los actores sociales, cuyo movimiento en el que sus integrantes tenían ansias de ser escuchados, terminaron siendo arrojados por un grito de silencia y de arrebato personal. Con víctimas que han sufrido una y otra vez; con lamentos y ausencias que no podrán ser calmadas con retorica prosódica cargada de rencor.
Con dolientes a quienes al parecer solo les queda preguntarse: ¿Y ahora, quien podrá defendernos? Porque su héroe, mitad besos, mitad rencor, ha decidido llamar traidores a quienes beso; cuando la historia, en la que él fue formado-me refiero a Javier- nos dice que el que traiciono fue el que dio el beso y no al revés.
Por hoy es todo, nos leemos la próxima. Carpe diem.

13 comentarios:

La autora de la Columna Nornilandia es dijo...

Maestro, me ha causado un momento de risas al ver la conveniente imagen que ha puesto en su Columna Iusfilosofando de este día.

¡Magnífico análisis sobre la situación imperante de Sicilia con los legisladores!

Caray pobres aquellos que pensaban que con ósculos iban a ser defendidos.

Un abrazo.

David dijo...

Una excelente columna la que comparte hoy con nosotros los indefensos Jajaja.

A mi parecer Sicilia como político es muy buen poeta. Y me parece que la fuerza comienza a escasear en él.

Espero comience a recordar que esta lucha ya no es solo por él ni exclusiva de él, y no deje en ascuas a tantos que han depositado su confianza en él.

Por demás como siempre es un texto muy disfrutable, con un desarrollo muy envolvente y explicativo.

Gracias, que tengas un excelente fin de semana Samuel, para ti un saludo y abrazo afectuosos.

Anónimo dijo...

maestro:

Excelente texto el que nos presenta hoy, me parece que esta construido a partir de una realidad que observamos pero que usted plasma de forma magistral.

En efecto Sicilia ya predio piso, lástima y esperemos que no termine mal, aunque dicen que lo que mal empieza mal acaba.

mis felicitaciones

Luis

Anónimo dijo...

gracias a ti, por tan buenas columnas

Blanca Irene

Anónimo dijo...

excelentes columna y mi agradecimiento por compartir

Anónimo dijo...

La situación entre los diputados y Sicilia es lamentable para los diputados, para Sicilia y ante todo par México. Lo siento

Juan José Rodes

Anónimo dijo...

t asiste la razón, sin embargo hay que puntualizar, quien primero traicionó fue Sicilia, se traicionó a si, a su hijo y a millones de Mexicanos, a sus víctimas, a besos no se consigue justicia, hace falta mas, y poquita dignidad, un abrazo.

Oscar Sanchez.

Anónimo dijo...

Gracias Sam ,, leo atenta,,, Abrazoss !!

margene

Anónimo dijo...

"Reunión de Sicilia con legisladores: la verdad que no se ha dicho"

Dani *A.B*

Anónimo dijo...

Por sus excelentes notas que nos da mucho para reflexionar


r.estrada

Anónimo dijo...

Como siempre, tu columna es muy interesante pq identifique las facetas del amor.


Yolanda Guzmán

Anónimo dijo...

Gracias muy buena reflexion. Pero la maxima es nunca creas en un político. La política no es un acto de fe.

SatisQuodSifficit

Anónimo dijo...

su columna es muy interesante con un enfoque objetivo


Mauro