miércoles, 17 de agosto de 2011

EL MODELO QUE NO AGUANTA MÁS


"Para el neoliberalismo económico es prioritario formar buenos consumidores antes que buenos ciudadanos. El consumidor es un cliente; el ciudadano es una persona." 
Antonio Franco

Hemos visto imágenes de los hechos que están ocurriendo en Londres, pero pocos saben cuáles fueron las causas que originaron este tipo de protestas. Pues bien, los disturbios sociales ocurridos en Londres y otras ciudades tienen su origen en la muerte de un hombre negro de menos de 30 años a manos de la policía en un barrio del norte de la capital en los primeros días de agosto.
Pero quizá este sólo haya sido el detonante y no el fondo en sí mismo. Porque quizá los jóvenes que protestan en las calles, hayan esperado el momento de salir y decir: Basta!!
Hoy esos miles de protestantes Juveniles, tienen que enfrentar los programas de austeridad del gobierno conservador británico que respondió a la crisis económica recortando subsidios educativos y cerrando centros juveniles.
Quienes vamos de América a Europa, y en particular a Londres, solo nos detenemos en su arquitectura, museos y comida; pero un tour completo, debería incluir conocer a fondo el país, también los barrios bajos (también los hay al igual que en México) y las esquinas pobres que desde luego existen.
Algunas opiniones de organizaciones de beneficencia, sostienen que la desigualdad se siente con mayor intensidad en Londres. Ahí donde la migración tiene su nido. Donde la batalla día a día se da por espacios de todo tipo.
Pero este caso, es sólo un ejemplo de lo que está ocurriendo en otras partes del mundo, en Israel, unos 250 mil habitantes marcharon hace algunas semanas para protestar por la escalada del costo de la vida, que ha catapultado la economía a la agenda. La gente demanda justicia social, decía uno de los carteles utilizados en la marcha. Movilizaciones a esta magnitud en un país como Israel, con una población de 7.7 millones de habitantes, normalmente están relacionadas con asuntos como la guerra y la paz. Pero esta vez, es por economía, por la pobreza, por la falta de oportunidades.
En Chile, la realidad de protestas no es diferente, miles de estudiantes junto a sus familias realizan marchas y protestas pacíficas por el centro de Santiago, en el contexto de manifestaciones estudiantiles que desde hace dos meses demandan el fortalecimiento de la educación pública. Camila Vallejo, líder estudiantil de la Federación de Estudiantes de Chile (Fech), reafirmó: “esta manifestación es una demostración del apoyo que tiene nuestra demanda entre la ciudadanía en general, pero también un emplazamiento al Ejecutivo a entrar en razón, dar una respuesta favorable a las demandas que ha levantado nuestro movimiento, y se demuestre que hay democracia en Chile”.
España, los indignados sufrieron el vetó al recorrido propuesto por el movimiento ciudadano del 15 de mayo (15M) para protestar por el uso de fondos públicos para la visita del papa Benedicto XVI al país, pero el antecedente al igual que en los otros casos, es la falta de oportunidades.
Mientras en México, las cosas no andan muy alejadas, aunque las protestas se focalicen igual, a una ciudad,  Xalapa. Ahí la manifestación del pasado viernes contra el alza al pasaje en el transporte urbano, se convirtió de manifestación pacífica a protestas violenta. A diferencia de los otros países, aquí los infiltrados operan para actuar y desacreditar a los movimientos sociales. Así ocurrió en Xalapa porque no se puede explicar de otra forma el secuestró por “estudiantes encapuchados”, de un autobús que se intentó meter al Palacio de Gobierno. Y tampoco tiene explicación sensata, el posicionamiento de la prensa para calificar (descalificar claro) la manifestación estudiantil con notas como “Los estudiantes universitarios, muchos de ellos encapuchados,” o que se publiquen notas sin firma para descalificar la manifestación.
Esto es sólo un ejemplo, de como el modelo que actualmente defienden algunos presidentes, no aguantan más. Un ejemplo claro, de cómo el neoliberalismo, crea día a día, desigualdad, miseria, desempleo; restringe  el acceso a la educación, modifica planes de estudio, elimina materias, salva a los ricos y condena a los pobres.
De cómo el modelo neoliberal, subsidia a millonarios, pero no está dispuesto a dar un quinto a los mugrosos sin empleo. De cómo el futuro de va diluyendo para miles y miles de jóvenes y no tan jóvenes. Este es el ejemplo de cómo este modelo, el neoliberal ha fracasado de forma total, de cómo el modelo neoliberal no aguanta más.
Por hoy es todo, nos leemos la próxima. Carpe diem.

16 comentarios:

La autora de la Columna Nornilandia es dijo...

Maestro:

Magnífica columna Iusfilosofando, donde nos expone de manera interesante diversos datos del panorama internacional, hasta llegar a comparar de manera certera con el país. Lo que nos ayuda, sin duda a comprender la situación de México lindo y herido.
Es inevitable que vivimos en un concierto de naciones y ello nos debe hacer voltear la vista, observar y aprender experiencias para salir adelante como Nación.

Un placer leerlo.

Un abrazo.

Anónimo dijo...

Maestro:

Gran aportación la de hoy al recordarnos de las situación que ocurre en el mundo y de las razones por las cuales la gente sale a las calles, sin duda nada alejada su realidad de la nuestra, gracias por compartir sus ideas.

Un abrazo

Luis

Anónimo dijo...

lla mecaique los modelos económicos neoliveralistas están rete tronados, llanos dimos cuenta...porque la neta mi Sami que la malloria delos unibersitarios aqui no piensan mas allá del día a día....Mis aguelos desian "bibimos en un país pobre pero en pas" ora ademas de pobre no tenemos pas, ni libertá, ni salú, ni educasión...pero eso si onde deje uno de pagar inpuestos o IMSS senos dejan benir como locos a canbio de que?

@MemoJarasFierro

Anónimo dijo...

muy interesante;)

Mirtha

Anónimo dijo...

buen día, me gusta hacerlo,pienso q aparte del modelo hay mucha migración ilegal tb

Anónimo dijo...

Excelente como siempre su texto, maestro. Honor me comparta sus escritos. Un abrazo

Luisa Urdiales

Anónimo dijo...

Buenas tardes mi buen @iusfilosofo leyendo tu artículo del modelo que ya no aguanta. Es totalmente cierto lo que dices, se agotó y ¿ahora?


rafael ortiz

Anónimo dijo...

Coincido contigo Samuel, el modelo político-económico no aguanta más, en México hasta cuándo???
Tristemente pareciera que el "modelo" no aguanta más, pero nosotros como mexicanos q lo padecemos, parece q sí....Lamentable pero cierto... un abrazo pues #Enhorabuena por la reflexión..!!

Victor Ortega

Anónimo dijo...

lo leí, el problema es muy grave. te comento: en España e Inglaterra el sistema de seguridad social es un fracaso.ver a un especialista allá te implica de seis a nueve meses de espera. hay casos dramáticos, realmente y no sólo para los desposeídos, sino para empleados medios que deben atenderse en el equivalente al ISSSTE inglés. Los diarios dan cuenta de ello es el modelo político y económico.
de eso hablo, de los profesionistas que son empleados medios en dependencias oficiales. Pésimo servicio médico en Inglaterra

miguel

Anónimo dijo...

extraordinaria columna, si el modelo no aguanta, la sociedad menos, antes de la protesta hay q generar conciencia. Saludos

Oscar Sanchez.

Anónimo dijo...

Recomiendo leer columna


Christian

Anónimo dijo...

Qué bueno que en tu columna has tratado los disturbios que se han suscitado en varios países y en algunos edos. de la República Gracias que me lees! Que bien que te haya gustado! Descripción de la realidad! /Me gusto p/no juzgar a la ligera y sobre todoque planteas las causas principales que han dado origen a la inconformidad de la gente que lo refleja en disturbios. Lo más importante que se difundan las causas detonantes de estas protestas para que que no se desprestigien las luchas sociales. Cabe destacar la importancia dl papel qe desempeñan jóvenes en estas manifestaciones x ser los + afectados de las políticas. si tienes alguna referencia periodísticas sobre manifestación en Veracruz, por el aumento al transporte ¿la puedes facilitar?


Yolanda Guzmán

Anónimo dijo...

Buen escrito Sam. Evidencia cuán miserables son nuestros gobernantes, y la estratagema para desprestigiar opositores.

Raúl Márquez Garza

Anónimo dijo...

Coincido completamente con tu artículo de hoy.


Xavier Robles

David dijo...

Esta publicación me apasiono al leerla, es muy buena, la intención del texto es tan clara, no hay más que decir, El modelo neoliberal-consumista-capitalista esta colapsando y agoniza rápidamente.

Como se lee en el texto acerca de lo de Londres, me recordó lo que platicaba mi tío hace unos años, me contaba que cuando viajo a Europa en Inglaterra la miseria es más cruda y golpea de una manera más fuerte que la que vemos en nuestro país, por lo marcadas que están las clases sociales en ese lugar.

México se ha convertido en un polvorín, que en cualquier momento estallará. Ya lo esta haciendo y por fortuna no ha sido tan fuerte, es eso o estamos tan acostumbrados a la miseria que ya no reconocemos la brutalidad y barbarie en la que vivimos.

Esta columna deja mucho a reflexionar, es una de las mejores que le he leído Maestro.
Ya sin más que decir, me despido de Usted, mandándole un afectuoso abrazo e invitándolo a seguir con este espacio para la reflexión y creación de ideas.
Que tenga muy buena noche!

Roberto A. Guiochín dijo...

Samuel, no sé qué pensar de tu nota falaz cuando ha declarado Poiré que el incremento en el consumo de droga en México es producto de que la gente tiene más dinero, y supongo que dinero ocioso perfecto para invertirse en la autodestrucción. De la misma aseveración deduzco que los estudiantes de mi tierra no pueden haber protestado por el aumento de un miserable peso que en nada merma su boyante economía por lo que habrá que darle la razón a los medios que los satanizan. ¿Cómo te atreves a hacer observaciones a la manera en la que conducen nuestra economía si a la luz de declaraciones como la realizada por Poiré resulta evidente que son las correctas? Tan es así que Cordero merece legítimamente llegar a descansarlas en "Doña Leonor". Ya en serio, sorprende que las cosas en nuestro país no hayan escalado más, pero la labor embrutecedora de la televisión cumple holgadamente con ese objetivo. Gracias por tus notas esclarecedoras.