miércoles, 24 de agosto de 2011

BORGES Y LA CULTURA PANISTA



Hay que tener cuidado al elegir a los enemigos porque uno termina pareciéndose a ellos.
Jorge Luis Borges

Jorge Francisco Isidoro Luis Borges nació en Buenos Aires Argentina el 24 de agosto de 1899, escritor polémico y uno de los autores más destacados de la literatura del siglo XX. Murió en Ginebra el 14 de junio de 1986.
Sus padres: Jorge Guillermo Borges, abogado; y su madre uruguaya, Leonor Acevedo Suárez quien se dedicaba a la traducción, influyeron de forma determinante para que a los cuatro años supiera leer y escribir. El nivel cultural que se desenvolvía en su casa propicio que creciera como un niño bilingüe.
En 1914 su familia se dirigió a Europa para someter a su padre a un tratamiento oftalmológico. En Ginebra lugar donde estudio sus primeros años, descubrió a Schopenhauer, a Nietzsche, a Carlyle y a Chesterton. Su familia  se fue a vivir a España cuando él tenía 20 años y allí  participó del movimiento literario ultraísta, que llevaría a Argentina y que influiría poderosamente en su primera obra lírica.
En argentina, en 1946 Juan Domingo Perón fue elegido presidente, venciendo así a la Unión Democrática. Borges, que había apoyado a ésta última, se manifestaba abiertamente en contra del nuevo gobierno. Su fama de antiperonista lo acompañó toda su vida.  Tras un golpe militar —denominado Revolución Libertadora— que derrocó al gobierno peronista, Borges fue elegido en 1955 director de la Biblioteca Nacional, cargo que ocuparía por espacio de 18 años.
En un discurso preparado por  Borges, pero leído por Pedro Henríquez Ureña el día 8 de agosto de 1946, afirmaba el escritor: “(…) las dictaduras fomentan la opresión, las dictaduras fomentan el servilismo, las dictaduras fomentan la crueldad; más abominable es el hecho de que fomenten la idiotez (…)”. Agregaba que combatir esas tristes monotonías “es uno de los muchos deberes del escritor”. En esa última parte no hay nada de cuestionable, pero los pecados de Borges van  paralelamente a la afirmación anterior, pues su falta de actualización política para dimensionar el peronismo, lo hacen diluir la realidad atroz de las nuevas dictaduras que se establecieron en Latinoamérica en las décadas de los sesenta y setenta. Incluso manifestó simpatías con las dictaduras en la Argentina y con Pinochet en Chile.
Jorge Luis siempre criticó la obra de los escritores politizados, entre a los que incluía el compromiso ideológico de Pablo Neruda. Y aunque Cortázar sostenía (como recuerda Osvaldo Soriano, Piratas, fantasmas y dinosaurios, Seix Barral, Buenos Aires, 2007) que había que juzgar al escritor genial por un lado, al hombre insensato por otro. Había que disociarlos para comprenderlos, ir contra todas las reglas de razonamiento para crear otra que nos permitiera amarlo y sentirlo como nuestro a pesar de él mismo.
Pero no hay excepción que hacer, cuando recordamos una de las declaraciones de Borges al salir de un desayuno invitado por el dictador argentino Jorge Rafael Videla en mayo de 1976: “Le agradecí personalmente el golpe del 24 de marzo, que salvó al país de la ignominia, y le manifesté mi simpatía por haber enfrentado las responsabilidades del gobierno”.
A Borges  también hay que recordarlo por su intento fallido en tratar de sustituir a la ética por la política, esa ética de corte individual, donde lo que importa es el compromiso personal con alguna convicción, más allá de sus efectos públicos, pues su afirmación de “un máximo de Individuo y de un mínimo de Estado es lo que desearía hoy” replican la idea conservadora del estado mínimo de Robert Nozick en su obra Anarquía, estado y utopía (1974) y que surgió en oposición a Una teoría de la justicia de John Rawls.
En México y contrario a la tradición Borgiana, los hombres fuertes del panismo no tienen reparo; como olvidar a Fox y sus aforismos: “El PAN y el PRD no son agua y aceite, son levadura y harina.” (Agosto de 1999);  “El cura Hidalgo fue un promotor de la micro y pequeña industria.” (Septiembre de 1999); “En 15 minutos resuelvo el problema de Chiapas” (Septiembre de 1999); “Honestidad, trabajar un chingo y ser poco pendejo” (Abril de 2000); “Ahora sí me siento cargando la piedra del Pípila, o más grande, cargando esta responsabilidad” (Diciembre de 2000); “Cambiemos de raíz sin cambiar las raíces” (5 de febrero de 2001)  o que tal estas: “los migrantes mexicanos hacen trabajos que ni siquiera los negros quieren hacer” (Mayo 2005) “A veces el presidente de la República es el último en enterarse de lo que pasa” (Octubre 2006); “…ando libre… ya digo cualquier tontería… ya no importa… total, ya me voy” (Noviembre 2006); “Benito Juárez es un ejemplo único… Este indio audaz” (Marzo 2001).
O para cerrar el twitte de 2010 en ocasión de los galardonados con el Nobel de Literatura donde fue premiado  Mario Vargas Llosa; Vicente escribió: "FELICIDADES MARIO, LA HICISTE! YA SON TRES BORGES, PAZ Y TU” Sin embargo, Borges, a quien Fox cambió el nombre durante su participación en el Congreso de la Lengua Española en Madrid, al llamarlo "José Luis Borgues", nunca ganó el Nobel.
Que decir de las aportaciones calderonistas: “Haiga sido como haiga sido”; “aun con aciertos y desaciertos, hemos cumplido con nuestro deber". Al referirse al balance de sus primeros 100 días de gobierno. “Como Churchill, me alzaré con la Victoria”; “Yo vi a miles, miles de spring breakers en México divirtiéndose y tengo entendido que los únicos shots que recibieron eran de tequila, a muchos de ellos y nada pasó, me han contado eso gente de confianza”. Al referirse sobre la violencia y el impacto que ha tenido el turismo en México. “En síntesis mi política fiscal será bajar impuestos para quienes producen, para que haya más inversión, más empleo y que vivamos mejor”. Cuando se refería a su política fiscal.

Recordemos también a otro prodigioso panista, Ernesto Cordero  y sus aforismos: “Hace mucho que México dejó de ser un país pobre, México es un país de renta media con un problema de pobreza muy serio, tenemos un problema de pobreza muy importante que tenemos que enfrentar, que estamos enfrentando, que estamos resolviendo, pero en este momento México ya es un país de renta media que tiende a consolidar clases medias como hacía tiempo no lo lográbamos, y si logramos hacer lo que tenemos que hacer en los próximos años", dijo ante empresarios en San Luis Potosí.

O que tal esta: "Con ingresos de 6,000 pesos al mes hay familias mexicanas que tienen el crédito para una vivienda, que tienen el crédito para un coche, que se dan el tiempo de mandar a sus hijos a una escuela privada y están pagando las colegiaturas". 
Así pues, recordemos a Borges en su 112 natalicio y recordemos también las frases célebres que tanto nos han costado a los mexicanos, dichas por estos panistas de cepa. Por hoy es todo, nos leemos la próxima. Carpe diem.

13 comentarios:

La autora de la Columna Nornilandia es dijo...

Maestro:

Recordar los 112 años del natalicio de Borges con las “elocuentes” frases de personajazos de la talla de Fox, Calderón y Cordero hacen de esta Columna Iusfilosofando un texto magnífico y exquisito.

Lo que me da “mello” es pensar siquiera en la posibilidad de que Mr. Cordero llegue a ser candidato y lo peor podría ser el candidato del FUAAAA.

Gracias por compartir.

Anónimo dijo...

Maestro:

Más que atinada su aportación el día de hoy, leer datos que aporta sobre Borges ayuda a no perder la memoria. Cuando aporta las inolvidables y terribles aberraciones de los panistas, me recuerda porque Lujambio quiere desmantelar la educación y la filosofía en este país. Excelente aportación, un abrazo.

Luis

Anónimo dijo...

jajaja muy bueno, las frases de Vicente quedarán para siempre jajaja, saludos.

Ángel Adán

Anónimo dijo...

buen día leo gracias

Norma Sosa

Anónimo dijo...

Gracias! Es un gusto leerte! Saludos, buen día :)

Gracias! Es un gusto leerte! Saludos, buen día :)

Anónimo dijo...

Interesante, divertido e imparcial artículo sobre la vida de Borges y algunas anécdotas. Invito a leerlo

Juan José Rodes

Anónimo dijo...

En efecto, debemos luchar tenázmente para diferenciarnos de los prianistas. Saludos.

Alfredo Barragán

Anónimo dijo...

Fué un adorno poner a Borges y PANistas mi estimado @iusfilosofo puros desatinos de éstos señores, es como echar margaritas a los cerdos pero entretenido tu artículo; dice muchas verdades.

rafael ortiz

Anónimo dijo...

Gracias Sam, a sabes q con gusto y atención leo tus excelentes textos !! un abrazo, felíz día !! =)

margene

Anónimo dijo...

gracias por compartir.. saludos.!

toni

Jasso dijo...

¡Qué bárbaro!

Buenísima la columna del día de hoy, mi apreciado maestro.

Sin duda alguna nuestra clase política, se ha vuelto los últimos años demasiado pintoresca, tan ocurrente y por supuesto elocuente. (un verso sin esfuerzo), con respecto a la sarta de idioteces que declama hacia el pueblo.

Ya es algo que más que coraje, termina dándole a uno risa

Lo importante es no olvidar, recordar de quien vienen estos comentarios, y recordar bien la intención con la que se hicieron.

Un gusto
@DonJasso

adelaida mejía dijo...

Es un agasajo leer este texto completísimo por sus aportes históricos como políticos y geográficos

David dijo...

Grandiosa columna Maestro!

Recordar a Borges y mezclarlo con los panistas de abolengo ha resultado en una columna genial.

En TW comente que con las frases que Vicente Fox había dicho durante su sexenio, bien pudo ser un Twittstar de primera categoría jajaja.

Como siempre abordando el tema desde un punto de vista neutral, lo cual nos permite crear un concepto propio en torno al texto. Un texto por demás agradable de leer y con un desarrollo envolvente sin dejar de lado los datos y citas, siempre útiles.

Que tenga una agradable noche, le mando un abrazo y hasta la próxima Iusfilosofando!